webcams porno webcams porno webcams porno



Pulsa en la foto
Miriam - 19 anos
 
webcam amateur
Conexion desde su casa
"Imagen real



Pulsa en la foto
Vanesa - 22 anos
 
webcam amateur
Conexion desde su casa
"Imagen real"


Pulsa en la foto
Lorena - Edad 19
 
webcam amateur
Conexion desde su casa
"Imagen real"


Relato: El apagón

Relato: El apagón

  

Acababa de salir de la ducha, eran las seis de la tarde y a
la nueve tenia una cita para cenar, bueno para cenar solo no claro, tenia tantas
ganas de sexo esa noche que me había preparado a conciencia.


Duchita relajante, depilación, todo mi coño rasurado, suave y
en aquel momento ya muy caliente. Me había recomendado una amiga una esencia de
jazmín, que distribuida en la frente, entre los pechos y cerca de mi clítoris
hacia maravillas, despertaba pasiones incontroladas, ya me había dado una gotita
en cada punto, me acaricie lentamente, mejor dejarlo ahí, esa humedad contenida,
lo mejor vendría después.


Todo estaba a punto, solo quedaba vestirme, cuando de pronto
vio la bolsa de basura allí, que pereza. Pero debía de bajarla, sin pensarlo dos
veces me coloque un albornoz, tal y como estaba y baje, al entrar me encontré
con dos vecinos, hermanos, que Vivian dos pisos mas arriba, eran unos
adolescentes de 15 y 17, que me sacaban una cabeza de altura y con los que nunca
había hablado.


Cogimos juntos el ascensor,





¿Qué piso señora ¿?


Al tercero





Pensé, que mal suena eso de señora, claro mis 35 comparada
con ellos, en fin me concentre en él numero digital, pero de pronto, un paran
brusco y la oscuridad más absoluta. Los espacios cerrados me dan un miedo
terrible, pero intentaría controlarme. No se oía nada, solo podía oler el
intenso aroma a jazmín que inundaba el ascensor. Uno de mis vecinitos encendió
un mechero:


- ¿que emocionante no? Y los dos se echaron a reír como si
fuera lo mas divertido del mundo.





¿Que pasa vecina, no dices nada? Dijo el mayor





Me estaba entrando un sofoco terrible, intentaba respirar
hondo y eso abría mas y más mi albornoz, yo en ese momento no estaba para nada,
solo quería salir de allí, se apago el mechero.





Por favor enciéndelo, no soporto esta oscuridad,
¿gritamos?


Gritar ¿ para qué? Aquí sé esta bien, otra vez risas,
yo no sé que encontraban esos niñatos de gracioso.





Me senté en el suelo, en un rincón, con las piernas
encogidas, y el albornoz se me subió hasta el muslo, todo me daba igual. Note
que uno de los dos se sentaba junto a mí:





Vamos, no te preocupes, ya vendrá la luz.





Note su boca en mi cuello, sus labios en mi oreja, y me quede
quieta, sentí como el otro se sentaba enfrente de mí, y ponía sus manos en las
rodillas.





Que bien hueles vecina, me estoy poniendo a cien.





Y yo, pensé, pero no lo dije, me calle, pero mi calor subía,
note como una mano me abría las piernas, mucho, del todo y como otra mano
desabrochaba el cinturón del albornoz, me deje llevar, igual el ascensor se caía
abajo, había que aprovechar el jazmín.


Una lengua recorría mis muslos en dirección a mi coño, que
estaba allí, oscurito y húmedo, llego con vigor, un poco torpe pero larga y
mojada, me corrí enseguida agarradole la cabeza y apretándolo, mientras el otro
hermano lamía mi pezón derecho como un lactante, lo había puesto tan gordito
como un chupete, y lo chupaba sin parar.


El que estaba enfrente de mi, tiro de mis piernas y quede con
la espalda en el suelo, note su polla, dura y mojada en mi clítoris y luego de
un empujón en mi coño, entrando con tanta potencia y dureza que me volví a
correr en silencio mientras el otro, seguía chupando, ahora el otro pezón, y
había acercado su pantalón a mi mano, le baje la cremallera y empecé a
meneársela.


Se corrieron a la vez el que estaba dentro de mí y el que
estaba afuera, de repente se hizo la luz, nos levantamos, nos vestimos y apreté
al tres, había lefa por el suelo, por mi albornoz, por sus pantalones.


Abrí la puerta y salí casi corriendo, mientras ellos estaban
acabando de vestirse, hacia mi puerta pero cuando llegue me di cuenta de otra
tragedia , no tenía las llaves , ¿las habría perdido en el ascenso? O tal vez
las había olvidado en casa?



Continuará..........


 



Relato: El apagón
Leida: 1648 veces
Tiempo de lectura: 3 minuto/s





Documento sin título
Participa en la web
Envia tu relato
Foro porno
Contacto
 
Categorias
- Amor filial
- Autosatisfacción
- Bisexuales
- Confesiones
- Control Mental
- Dominación
- Entrevistas / Info
- Erotismo y Amor
- Fantasías Eróticas
- Fetichismo
- Gays
- Grandes Relatos
- Grandes Series
- Hetero: General
- Hetero: Infidelidad
- Hetero: Primera vez
- Intercambios
- Interracial
- Lésbicos
- MicroRelatos
- No Consentido
- Orgías
- Parodias
- Poesía Erótica
- Sadomaso
- Sexo Anal
- Sexo con maduras
- Sexo con maduros
- Sexo Oral
- Sexo Virtual
- Textos de risa
- Transexuales
- Trios
- Voyerismo
- Zoofilia


Encuestas

Afiliados
lesbianas
sexo anal
webcams porno
zoofilia
chat porno
Curso Doblaje
It developer
Cocinar Recetas
anime porn
porno
amateur porn

LAS MEJORES WEBS DE SEXO

sexo gay webcams porno   zoofilia chat porno zoofilia anuncios de sexo mamadas porno
 negras porno gratis exnovias follando famosas desnudas famosas follando fotos caseras 
fotos de pollas fotos porno relatos porno gordas follando hentai porno zoofilia gratis 
juegos porno lesbianas follando linea erotica lucia lapiedra mujeres meando 
relatos porno orgias  parejas follando peliculas porno gratis sexo anal porno gratis webcam porno
 
porno gratis porno gratis relatos de incesto relatos porno sexo gratis sexo embarazadas 
sexo con caballos sexo gay sexo gratis sexo webcam porno chat de sexo peliculas porno sms
webcams webcam sms lesbianas follando sexo trios porno gratis transexuales transexuales
 webcam travestis travestis webcams travestis maduras follando webcams porno 
webcams sms travestis follando zoofilia television porno