webcams porno webcams porno webcams porno



Pulsa en la foto
Miriam - 19 anos
 
webcam amateur
Conexion desde su casa
"Imagen real



Pulsa en la foto
Vanesa - 22 anos
 
webcam amateur
Conexion desde su casa
"Imagen real"


Pulsa en la foto
Lorena - Edad 19
 
webcam amateur
Conexion desde su casa
"Imagen real"


Relato: Favor a una compañera

Relato: Favor a una compañera

  

Quiero contar la experiencia que tuve hace algún tiempo con una buena
compañera de trabajo; yo tenía por aquel entonces veintiocho años.


Ella se llamaba María José, y trabajamos en una empresa de formación. En
aquel momento ella tenía treinta y dos años y estaba embarazada de cincos meses,
por lo que su barriga ya tenía un tamaño considerable. Tenía una cabellera rubia
que reposaba sobre sus hombros y carita de ángel.


Todo comenzó cuando nos enviaron una semana a impartir unas jornadas a otra
ciudad; tuvimos que reservar habitación en un hotel, aún recuerdo los números,
203 y 205, ella insistió en tener habitaciones contiguas por si le surgía algo.
Las clases tenían horario de tarde de cinco a siete y media, por


lo que tendríamos toda la mañana y el resto de la tarde libre. El viaje lo
hicimos en mi coche y ya que duraba cuatro horas dio tiempo de hablar casi de
todo.


Ella empezó a darle muchas vueltas a un mismo tema, la incomodidad de estar
embarazada, no tienes agilidad, no puedes beber ni fumar, no puedes esto, no
puedes lo otro, hasta que por fin sacó el tema.


- Oye Carlos, tu que andas tanto por Internet, ¿sabes si hay alguna lugar en
el que hablen sobre las repercusiones que puede tener el sexo en las
embarazadas?


- No sé - respondí yo, no me extrañó la pregunta ya que teníamos algo de
confianza, - seguramente algo habrá; si quieres cuando lleguemos al hotel
conectamos el portátil y echamos un vistazo- ella asintió con la cabeza.


- Qué quieres saber exactamente -, pregunté yo -No, nada en concreto, es que
...- paro dudosa su respuesta. -Venga María, que te pasa, tienes confianza
conmigo leche- insistí yo.


Entonces empezó a explicarme que su marido era bastante tradicional para el
tema sexual y no quería hacer sexo con ella por temor a hacer daño al niño y que
llevaba sin follar con él desde que estaba de dos meses, además le daba corte
preguntárselo a su ginecólogo que era un hombre bastante mayor. Yo pensé que su
marido era un capullo, ya que aún embarazada la verdad es que seguía estando
apetitosa.


Cuando llegamos al hotel cada uno fue a su habitación a darse un baño tras lo
cual ella llamó a la puerta, cuando abrí me quedé alucinado, llevaba puesto un
vestido corto y muy amplio, de una especie de gasa celeste que dejaba


entrever su silueta redondeada, sus pechos tenían un tamaño ideal como el de
una manzana madura, la verdad es que antes del embarazo alguna vez que otra me
había imaginado echándole un polvo, pero seguramente la conversación del coche
había aumentado mi interés hacía ella.


Nos sentamos en el sofá y conectamos el ordenador, entré en un buscador y
escribí "embarazadas"; enseguida aparecieron mil y pico de páginas. Entramos en
una y resolvimos sus dudas, "no hay ningún problema en mantener relaciones


sexuales vaginales, anales u orales durante el embarazo", - Ves, dile a tu
marido que no sea tonto- bromee yo, imprimí la página y entré en la siguiente
que resultó ser una página porno de embarazadas. Ella quedó atónita al ver las
fotos que allí aparecían, mujeres embarazadas folladas por todas partes. -
perdona -, cerré rápidamente la ventana, - no seas tonto- respondió ella, -
crees que me voy a asustar o qué, ábrela de nuevo que tengo curiosidad-


Seguimos echando un vistazo a varias páginas de ese tipo y la verdad es que
me puse tan cachondo que ni me di cuenta que mi polla iba a reventar en mis
pantalones. En ese momento pensé que si yo estaba así ella tenía que estar


igual de caliente que yo o más. Disimuladamente acerqué el brazo con el que
manejaba el ratón hacia ella y rocé mi codo con su pecho, primero un simple
roce, después con más insistencia. Ella no decía nada pero no se retiraba y
notaba como su respiración se acentuaba. La miré y me miró con complicidad,
entonces acerqué mi mano hacia su pecho y lo cogí con suavidad. Ella estaba
asustada, -¿qué haces?- dijo temblorosa. Yo no respondí, la levanté y cogí sus
dos pechos magreándolos a placer , - déjame por favor -, yo no hice caso,
desabroché su vaporoso vestidito y lo dejé caer al suelo, ante mi apareció su
redondeado cuerpo, sus dos inflamados senos escondidos tras el sujetador premamá
que dejaba entrever sus excitados pezones.


De nuevo acerqué mis manos hacia ellos y los pellizqué con suavidad -Por
favor, no creo que … -, - Calla, no seas tonta -, interrumpí yo - de esto no
tiene por que enterarse nadie -, proseguí con la tarea, desabroché su sujetador
y liberé sus oprimidas tetas, acerqué mi caliente lengua hacia


ellas y lamí sus pezones, ella ya no decía nada, simplemente cerró los ojos y
comenzó a disfrutar, pasé a mordisquearlos y acariciando su barriguita baje mi
mano hasta sus bragas, la metí bajo ellas y empecé a tocarle su peludo coñito.


Ella gritaba de placer y aún no le había hecho nada; empujé mi dedo índice un
par de centímetros hacia el interior de su sexo, estaba tan mojada que parecía
que había metido mi dedo en un tarro de mermelada - Ahhh, ahhh, ahhh-, ella se
excitó aún más, empujé mi dejo hasta el final un par de


veces más y ella llegó al orgasmo - ahhhhhhhhhhhh, uhhhh -


- Si que lo necesitabas- bromeé yo, ella me sonrió, la senté en el sofá, baje
sus bragas, y acerqué mi cabeza hacia su coño, separé sus carnosos labios
exteriores y me dispuse a comer aquella ostra peluda.


-¿Qué vas a hacer? dijo ella entre asustada y cortada, -¿Tu qué crees?-
respondí riendo, - es que..., verás, es que nunca me han hecho eso - dijo


ruborizada, - bueno, pues ya es hora, no crees -, no hablé más, saqué mi
lengua y comencé mi salada tarea, primero suavemente y después con más fuerza,
de nuevo sus gemidos invadieron la habitación. Los coños de las embarazadas
saben de otra manera, como con más sabor, más esencia; introduje mi lengua todo
lo que pude, parecía que iba a volverse loca y al momento alcanzó un segundo
orgasmo.


Mi polla iba a reventar bajo mis pantalones, me levanté y dejé que viera la
luz, me quité los pantalones y agarrándola con mi mano derecha se la acerque
hasta su cara, ella levantó la mirada, dudó un par de segundos y después abrió
su boquita y comenzó a mamar (sin duda tampoco había hecho


aquello nunca, ya no hay lugar a duda, su marido es un capullo). La chupaba
torpemente, pero la calidez y suavidad de su boca eran exquisitas.


- Tranquila, tranquila, saca tu lengua y lámela un poco -, ella obedeció; mi
polla tenía ya su máximo tamaño y se la saqué, volví a tumbarla en el sofá,
separé sus piernas y acerqué mi polla hasta su coño - fóllame, fóllame por favor
-, pidió ella insistentemente; cogí mi verga y la introduje un poco


en su mojada concha, costó un poco, no tengo una jabalina entre las piernas
pero su diámetro supera lo común; empujé un poco más y ella de una embestida se
la metió entera, -Ahhhhh, ahhh-, esta vez sus gemidos y los mios se


entrelazaban, yo bombeaba con fuerza y ella gritaba más y más, pero no me
encontraba totalmente cómodo (estaba de rodillas ante ella y el suelo era frío y
duro).


- Ven aquí -, la ayude a levantarse y la coloqué a cuatro patas sobre la
cama, veía su imagen reflejada en el espejo del armario y aquella visión con sus
tetas y su barriguita colgando me excitó aún más. Cogí de nuevo mi gorda polla y
esta vez de un solo empujón volví a metérsela entera; seguí empujando con fuerza
mientras miraba el espectáculo reflejado en el espejo, sus tetas y su barriga
dando tumbos de un lado a otro.


En cierto momento, al separar sus nalgas un poco para ayudar a mi polla, vi
el ojete de su culo y pensé que seguro que por ahí no había entrado ni una
mosca, moje mi dedo en saliba y comencé a acariciarlo con mucha suavidad, ella
no dijo nada, no se si por corte o por lo excitada que estaba; con disimulo metí
un poco mi dedo en el interior y procedí a masajearlo; vaya vaya, sigue sin
decir nada, solo gime que te gime y yo ya tenía mi dedo metido por completo en
su culo.


Saqué mi polla chorreante de su coño y la coloqué en la entrada de su culete
-¡NO, no!- exclamó ella, -Psssss-, dije yo y sin más empujé mi polla hacia el
interior de su ano, -AAAhgg-, su dolor y el mio eran uno, aquel sitio era lo más
estrecho que había follado nunca, -AAAhgg, Aahg, AAA, Ahhhh - sus gritos
comenzaron a dejar paso de nuevo a gemidos, mi excitación era total, notaba como
la sangre casi no podía llegar a mi polla, mis huevos se inflamaron y ambos
llegamos al orgasmo. Yo seguía empujando mientras me corría en el interior de su
culo, que placeeeeer. Cuando saqué mi polla, estaba totalmente irritada al igual
que su ojete, por el cual salía mi semen. Los dos nos dejamos caer en la cama y
nos quedamos dormidos.


Durante toda la semana seguimos follando cada vez que teníamos ocasión y
cuando volvimos a casa, de vez en cuando nos escapábamos a la hora del desayuno
y echábamos un polvo a escondidas hasta que ella estuvo de ocho meses más o
menos. Después ella dejo de trabajar allí para cuidar a su


hijo. Siempre recordaré aquellos polvos con mi gordita compañera.


Y vosotros, recordad, no rechacéis nunca un bomboncito relleno, os dará
gratificantes sorpresas.


 



Relato: Favor a una compañera
Leida: 1534 veces
Tiempo de lectura: 5 minuto/s





Documento sin título
Participa en la web
Envia tu relato
Foro porno
Contacto
 
Categorias
- Amor filial
- Autosatisfacción
- Bisexuales
- Confesiones
- Control Mental
- Dominación
- Entrevistas / Info
- Erotismo y Amor
- Fantasías Eróticas
- Fetichismo
- Gays
- Grandes Relatos
- Grandes Series
- Hetero: General
- Hetero: Infidelidad
- Hetero: Primera vez
- Intercambios
- Interracial
- Lésbicos
- MicroRelatos
- No Consentido
- Orgías
- Parodias
- Poesía Erótica
- Sadomaso
- Sexo Anal
- Sexo con maduras
- Sexo con maduros
- Sexo Oral
- Sexo Virtual
- Textos de risa
- Transexuales
- Trios
- Voyerismo
- Zoofilia


Encuestas

Afiliados
lesbianas
sexo anal
webcams porno
zoofilia
chat porno
Curso Doblaje
It developer
Cocinar Recetas
anime porn
porno
amateur porn

LAS MEJORES WEBS DE SEXO

sexo gay webcams porno   zoofilia chat porno zoofilia anuncios de sexo mamadas porno
 negras porno gratis exnovias follando famosas desnudas famosas follando fotos caseras 
fotos de pollas fotos porno relatos porno gordas follando hentai porno zoofilia gratis 
juegos porno lesbianas follando linea erotica lucia lapiedra mujeres meando 
relatos porno orgias  parejas follando peliculas porno gratis sexo anal porno gratis webcam porno
 
porno gratis porno gratis relatos de incesto relatos porno sexo gratis sexo embarazadas 
sexo con caballos sexo gay sexo gratis sexo webcam porno chat de sexo peliculas porno sms
webcams webcam sms lesbianas follando sexo trios porno gratis transexuales transexuales
 webcam travestis travestis webcams travestis maduras follando webcams porno 
webcams sms travestis follando zoofilia television porno