webcams porno webcams porno webcams porno



Pulsa en la foto
Miriam - 19 anos
 
webcam amateur
Conexion desde su casa
"Imagen real



Pulsa en la foto
Vanesa - 22 anos
 
webcam amateur
Conexion desde su casa
"Imagen real"


Pulsa en la foto
Lorena - Edad 19
 
webcam amateur
Conexion desde su casa
"Imagen real"


Relato: Principios Religiosos

Relato: Principios Religiosos

  

Siempre había tenido mis convicciones religiosas bien claras.
Por ello no me parecía bien tener relaciones sexuales antes del matrimonio.


Una de mis novias incluso me dejó por lo mismo. Si le permití
enseñarselo al cabo de algunas semanas, incluso que me lo mamara pero me
rehusaba a penetrarla por estas convicciones de las que hablo. La otra novia
toleraba mejor estos principios religiosos e incluso se mostraba hasta contenta
porque decía que a diferencia de su novio anterior que deseaba penetrarla luego,
luego, yo me dedicaba más a ella, besándole de arriba a bajo todo su cuerpo e
incluso pasandome largos minutos con mi boca y lengua en su sexo.


Cuando ella me quería complacer la dejaba sin peso de
conciencia pues ningún embarazo se ha producido vez alguna por venirse en la
boca o cara de la novia. En la Iglesia , a la cual mis padres pertenecían y yo
ayudaba al término de los servicios religiosos, gozaba de gran popularidad. El
Padre M. decía incluso que jóvenes cristianos como yo eran hoy en día muy
difíciles de encontrar. Debo reconocer, sin embargo, que tentaciones no faltaban
sobre todo entre las propias hijas de los parroquianos, pero no era enteramente
mi culpa.


Muy aficionado a todos los deportes, siempre me he conservado
en muy buen estado físico. Por otro lado, mi aspecto algo gabacho, alto de
estatura y de pelo rubio-castaño, a pesar que mis padres son y se ven bien
latinos, siempre destaca aquí en San Antonio donde el promedio es mas bien bajo
y medio mestizo. En resumen a pesar que oportunidades no me faltaban, siempre me
detenía al llegar a aquel punto para evitar quebrar el principio mencionado.
Sucedio que un tío me consiguió un trabajo de desmalezar un jardín en una
residencia bastante lujosa en la ciudad vecina de Santo Domingo. Se trataba en
realidad de una casona ubicada cerca de la playa y cuya dueña era una viuda, ya
entrada en los cuarenta. Me explicó que su marido, un corredor de propiedades,
había muerto de manera repentina y que era él realmente el dedicado a supervisar
el mantenimiento de la yarda .


Que el nuevo jardinero se haría cargo una vez desmalezado el
cesped. Durante el día mientras trabajaba bajo un sol ardiente de verano
pensando como emplearía el dinero ganado, me percaté varias veces que la viuda
me obserbaba desde una especie de altillo. Por considerarla algo mayor y recién
enviudada me imaginé que sólo estaba supervisando mi trabajo. Al terminar la
faena y mientras me bañaba en el jardín con una manguera se acercó para decirme
que quedaría mas asiado tomando una ducha adentro, pero al querer entrar a la
casa me indicó que me sacara los shorts ya que estaban muy llenos de tierra. No
me pareció raro porque además estaban goteando y yo se como se resiente la
madera


con el agua. Me indicó que el baño estaba en el piso superior
a la derecha y que sí podía usar sus toallas una vez sin tierra. Al notar mi
vacilación, me dijo que a pesar que conocía de anatomía masculina por haber
estado algún tiempo casada, se voltearía para que yo me sintiera mas cómodo. Al
recorrer el pasillo ya sin nada encima y llegar a las escaleras observé que no
sólo había pasado ya un baño en la planta baja sino que la viuda


se había vuelto de frente y me miraba toda risueña mientras
yo subía las gradas. Al salir de la ducha recordé que sólo había traído esos
shorts tierrosos dejados cerca de la entrada, pero al parecer la viuda ya había
adivinado mi pensamiento porque a través de la puerta que yo había cerrado con
pestillo, me indicó que me podía regalar fina ropa interior y uno de los ternos
de su finado marido de alta confección italiana . Salí sólo con una toalla en la
cintura y el traje que me enseñó si era de buena calidad incluso con colleras
doradas en las mangas.


Como soy muy honesto le sugerí que me lo diera a cambio del
dinero del día, ya que también incluían uno par de zapatos de mocasín , casi de
mi número y muy bien lustrados. Ella me contestó que el dinero lo tenía bien
ganado, que no me preocupara pero que si la podía complacer, si no me sentía muy
incómodo, haciendo algunas flexiones para ella ya apreciaba muchachos con buen
físico. Me pareció una contradicción después de haber tomado recién una ducha y
sin haber comido comenzar a sudar otra vez haciendo flexiones boca abajo y
desnudo en su terraza. Mas aún cuando me pidió que hiciera otras diez, esta vez
separando bien las piernas y sin verguenza porque como ya me haia dicho, conocía
bien de anatomía masculina. Las acabé bien rápido contándolas pero al ponerme de
pié, me rogó que antes de vestirme si podía saltar cerrando brazos y piernas al
mismo tiempo y al sonido de sus manos. Le dijé que sería la última serie de
ejercicios


que haría para ella ya que estaba realmente cansado por el
trabajo del día y me quería retirar. Mientras saltaba , cerrando y abriendo
brazos y piernas al ritmo de sus palmas, mi órgano obviamente todo suelto
bailaba también al compaz de mis subidas y bajadas lo que a la viuda le causaba
mucha gracia. Ya sientiédome bastante humillado y molesto por su risa me atreví
a decirle que si le parecía todo esto tan gracioso que cambiaramos los papeles y
que esta vez fuera yo el expectador. Para mi sorpresa comenzó a desnudarse en el
acto, sacandose rapidamente la blusa para mostrar dos melocotones que aunque no
tan duros como los de mi novia, si eran de mayor tamaño que los de ella. La
falda y unos calzones rosados bien sexy se los saco de espalda.


Sus nalgas, aunque bien blancas por no estar bronzeadas como
el resto, si estaban muy bien formadas e incluso por comparación hasta
superiores a las de Ch . Riéndose me dijo que ahora estabamos en igualdad y
acercándose bien hacia mi, todavía de espalda y sin volterase se agachó
separando sus piernas al punto de no dejar ningún secreto en esa deliciosa área
que yo no pudiera admirar.. Al verle por detras esos exquisitos labios
semiabiertos cubiertos con pelo castaño como el de su cabeza, y todavía
agregando que haría lo que yo quisiera para complacerme, sentí que me recobraba
y el cosquilleo de un principio de erección. Como tenía hambre, sentándome en la
terraza, le pedí un par de sandwiches y mientras me los comía me hizo una danza
tan erótica que acabe dejando sin comer parte del segundo pan. Ella notando mi
erección escondida bajo el plato, me lo comenzó a mamar con tanta pasión que no
se detuvo allí y empujándome hacia el borde de la silla siguió bajando su cabeza
hasta alcanzar los testículos .


Todo con tanto entusiasmo que sin poder resistir mas me vine
con tanta leche sobre ella que al pararse le corría cara abajo hasta la cintura
y los muslos. Noté que ella también deseaba ser complacida, pero eso si le pedí
que se duchara primero ya que a pesar que cualquier flujo de cuerpo de mujer me
exicita me disgusta el contacto o olor de semen aunque sea propio. Me invitó
entonces a esperarla en su dormitorio, y todavía humeda procedí a besarla en la
forma que acostumbro con mi novia, pero all llegar a su sexo me pidió que nos
procuraramos placer mutuamente ya que la excitaba aun mas el tener, al mismo
tiempo, mi órgano en su boca .


Mientras yo le introducía mi lengua en su sexo estimulando su
clitoris con rápidas pasadas como lo hago con mi novia, note que no sólo me
besaba y lamía el órgano y su saco, sino que en su pasión seguía mas alla,
recorriendo con su lengua toda mi partidura, ahondandola incluso en los
territorios mas privados. Co tanto placer estaba a punto de venirme nuevamente
con todo cuando la viuda notando ésto me pidió que lo hiciera en su interior
pero con bastante follaje primero. Intenté explicarle entonces mis principios
religiosos, pero me contestó que aunque los respetaba, en el caso de ella , el
penetrarla debía yo considerarlo mas bien como un apostolado ya que su finado
marido la había dejado siempre insatisfecha y se sentía bastante frustrada. Con
sus piernas ya abiertas y sintiendo mi verga como acero, decidí entonces hacer
una excepción al principio y complacerla.


Al principio mas bien suave por lo desconocido, pero luego
aceleré el ritmo y comencé a pedido de ella, a clavarla cada vez con mas fuerza
y llegando más y mas adentro. A pesar que apenas podía con tanta excitación de
esta nueva experiencia y que mi verga quería como un volcan explotar con cada
penetrada, me mantuve inflexible entrando y saliendo por casi quince minutos,
hasta que sus gritillos llegaron a ser verdaderos alaridos de placer y notándola
ya con multiples orgasmos, decidí venirme con todo.


Al hacerlo ssentí un placer tan grande sobre todo en el área
de los sacos que endurecí bien el trasero y la seguí follando por un rato,
sintiendo ese misma sensacuión deliciosa con la derramada de cada penetrada. La
viuda me tomó mucha estimación , contratándome como su jardinero privado. A
pesar que mis padres no se explicaban como los Sabados me iba sin tener siquiera
herramientas de jardinería, yo sabía que no requería mas que las propias para
complacerla. Mientras tanto, yo con mi novia mantuve mis principios religiosos
de no brincarmela, a pesar que me era muy dificil mantener estos votos después
de haber probado el verdadero placer.


La viudad sorpresivamente se fue a vivir a Europa dejándome
pagado los estudios de contabilidad aqui en V. Todavía sostengo que es muy
meritorio para un hombre el poder llegar al altar sin haber nunca tenido
relaciones sexuales con su novia o alguna otra muchacha , pero reconozco que la
tentación es muy grande una vez que se ha hecho la excepción, aunque haya sido
por razones mas bien altruistas y desinterezadas como fué mi primera vez.


 



Relato: Principios Religiosos
Leida: 853 veces
Tiempo de lectura: 6 minuto/s





Documento sin título
Participa en la web
Envia tu relato
Foro porno
Contacto
 
Categorias
- Amor filial
- Autosatisfacción
- Bisexuales
- Confesiones
- Control Mental
- Dominación
- Entrevistas / Info
- Erotismo y Amor
- Fantasías Eróticas
- Fetichismo
- Gays
- Grandes Relatos
- Grandes Series
- Hetero: General
- Hetero: Infidelidad
- Hetero: Primera vez
- Intercambios
- Interracial
- Lésbicos
- MicroRelatos
- No Consentido
- Orgías
- Parodias
- Poesía Erótica
- Sadomaso
- Sexo Anal
- Sexo con maduras
- Sexo con maduros
- Sexo Oral
- Sexo Virtual
- Textos de risa
- Transexuales
- Trios
- Voyerismo
- Zoofilia


Encuestas

Afiliados
lesbianas
sexo anal
webcams porno
zoofilia
chat porno
Curso Doblaje
It developer
Cocinar Recetas
anime porn
porno
amateur porn

LAS MEJORES WEBS DE SEXO

sexo gay webcams porno   zoofilia chat porno zoofilia anuncios de sexo mamadas porno
 negras porno gratis exnovias follando famosas desnudas famosas follando fotos caseras 
fotos de pollas fotos porno relatos porno gordas follando hentai porno zoofilia gratis 
juegos porno lesbianas follando linea erotica lucia lapiedra mujeres meando 
relatos porno orgias  parejas follando peliculas porno gratis sexo anal porno gratis webcam porno
 
porno gratis porno gratis relatos de incesto relatos porno sexo gratis sexo embarazadas 
sexo con caballos sexo gay sexo gratis sexo webcam porno chat de sexo peliculas porno sms
webcams webcam sms lesbianas follando sexo trios porno gratis transexuales transexuales
 webcam travestis travestis webcams travestis maduras follando webcams porno 
webcams sms travestis follando zoofilia television porno